Editores

GHOST RECON WILDLANDS Análisis

GHOST RECON WILDLANDS Análisis

 

Ghost Recon es una franquicia clásica en Ubisoft. Con su primer juego, que data de más de 10 años, la compañía francesa exploró la temática de la guerra bajo la pluma de Tom Clancy. El resultado fueron juegos diferentes y muy entretenidos, que junto con la saga Rainbow Six, se mostraban como alternativas maduras y tácticas de los shooters que llenaban en el mercado. Es así como con ansias esperábamos el primer Ghost Recon de la generación y del que se prometían muchas cosas, entre ellas, que disfrutaríamos del mundo abierto más grande realizado por Ubisoft.

Wildlands es el regreso de un casi irreconocible Ghost Recon. La franquicia se ha modernizado, y se ha transformado en un shooter a mundo abierto con un claro foco multijugador. La diferencia entre Wildlands y Future Soldier, la anterior entrega, es abismante.

 

 

Estamos en Bolivia, en un país que ha sido transformado casi en un Narco estado, luego que un poderoso cartel Mexicano llamado “Santa Blanca” se haya asentado y como un cáncer, expandido por sus hermosas tierras. La representación geográfica de Bolivia si bien se toma libertades, está bellamente lograda. Entendemos en todo caso el porque la molestia del presidente Evo Morales, al ver representado su país como una Narco Nación y sus fuerzas del orden como un seno de corrupción. De todas formas, estamos ante una obra de ficción, y en ningún momento son utilizados los nombres del presidente u otros personeros de su gobierno. El principal enemigo que tendremos que derrotar es El Sueño, el líder absoluto de Santa Blanca. Todas las misiones aportarán un peldaño más para cumplir dicho objetivo. Es así como iremos desarmando la estructura de este gigantesco cartel, en misiones que nos llevarán desde a liberar rehenes, eliminar objetivos tácticos, debilitar sus filas y mucho más. Resulta un agrado el contar no solo con vehículos de tierra, sino que de aire para recorrer este gigantesco mapa. Esperar a tus amigos para subir al Helicóptero, o dejar uno abajo y trolearlo un momento resultan en momentos de mucha diversión.

 

 

En cuanto al gameplay, podremos completar las misiones como queramos. Si deseamos adoptar el sigilo y ser una sombra en la noche lo podremos hacer. Por otro lado, si queremos aparecer a lo Rambo disparando contra el mundo, también es posible. Eso sí, hay misiones que se benefician de un acercamiento más cauteloso. El control de como completar los objetivos es tuyo al 100%. Es un punto muy interesante el hecho de que las mismas misiones se pueden hacer en el orden que desees, nuevamente destacando el sentido de “mundo abierto libre” que tiene el juego.

Hay que dejar un punto en claro, Wildlands es un juego orientado al multijugador, a ser disfrutado con tus amigos. Si lo juegas solo, se te pondrán tres compañeros controlados por la I.A, que si bien no son lo más inteligentes del mundo, tampoco resultan en un fiasco que debamos estar sobrellevando todo el juego. Pero las instancias de diversión improvisada, los diálogos y estrategias en conjunto son irreproducibles en soledad. Se siente demasiado la diferencia al jugarlo con amigos o enfrentar toda la aventura solo. El componente humano del juego lo mejora de forma expotencia. Si tienes solo un amigo con quien disfrutar tus juegos online no hay problema, el juego eliminará de igual forma los compañeros IA y entre los dos podrán avanzar y completar esta aventura.

 

 

Uno de los puntos positivos del juego es la personalización. Se nota el feedback recibido y aprendido luego de The Division. Ahora podemos realmente cambiar como luce nuestro personaje, desde su vestimenta a su físico. Podremos construir una suerte de Solid Snake si queremos o un auténtico payaso si deseamos reírnos. La decisión es tuya y las opciones son muchísimas. Esto se extiende también a tus armas. Hay más de una docena de armas en el juego para que encuentres y cada una cuenta con un alto número de componentes que puedes personalizar. ¿Y si no te gusta el color? Pues a todo le puedes cambiar su color si es lo que quieres. Ghost Recon Wildlands es quizás uno de los juegos con mayor personalización que hemos experimentado.

Al momento de la acción el juego se mete muy bien en su rol y realmente se siente que te estás enfrentando a un sanguinario Cartel. Encontrar cuerpos mutilados colgando o los mismos enfrentamientos que no dan respiro, de hecho te verás muchas veces en aprietos disparando como loco, marcan diferencia de los habituales juegos de guerra. En Wildlands te sientes enfrentando una organización criminal despiadada, donde la preparación y el apoyo en tus compañeros resultará fundamental para salir exitoso.

 

 

Como ya va siendo habitual en los juegos de mundo abierto, podrás ir mejorando tus habilidades mediante el uso de tus puntos de experiencia, los que irás recibiendo a medida que completes las misiones del juego. Si bien el árbol de habilidades no está al nivel de un RPG en su profundidad, cada una de ellas cuenta con diversos niveles de mejora que mantienen la opción fresca. Eso sí, como todo juego mundo abierto focalizado al multijugador, no esperes una tremenda variedad en misiones, y al final puede caer en lo repetitivo, pero son tus compañeros y la misma historia lo que te va a dar la variedad y diferencia.

Ghost Recon Wildlands es un juego gigantesco y si tienes amigos con quienes jugar, una de las alternativas más divertidas para perderse horas combatiendo juntos. El juego recuerda mucho más a Grand Theft Auto Online que a otro Ghost Recon de la saga, lo que no desmerece para nada su calidad, es solo diferente. Es impresionante el trabajo conseguido por Ubisoft en representar esta gigantesca Bolivia con un terreno tan variado. Hay jungla, desierto, tundra y todo se va sucediendo sin pantallas de carga de por medio, eso sí, hay caídas de frames que ocurren de cuando en cuando si en pantalla tenemos decenas de soldados, helicópteros y explosiones por doquier. Se nota la ambición de Ubisoft por lograr un juego gigantesco que divierta a rabiar a sus jugadores. Es un gran paso adelante de The Division y sin duda una de las mejores opciones de juego mundo abierto de hoy en día si tienes amigos con quienes jugar. El único damnificado acá es el pequeño y quizás viejo grupo de jugadores, que esperaban un Ghost Recon a la vieja escuela, con una trama profunda y personajes sólidos al estilo Tom Clancy. Pero hay que analizar el producto según el público objetivo al que va dirigido, y este juego será disfrutado a lo grande por los jovenes amantes de los juegos a mundo abierto cooperativos.

 

8

LoboMenares

Editor en jefe de GamerVipCL y comunicador con más de 15 años de experiencia en el mundo de los videojuegos. Ha trabajado en Megavisión, Radio 40 Principales y otros medios escritos independientes. Sus primeros análisis fueron realizados para la revista impresa de Errols a finales de los años 80 cuando aún estaba en el colegio. Diseñador de profesión y gamer de corazón, cuida entre sus tesoros su vieja Atari, así como Dragon Age Origins, Mass Effect 2, Vampire The Masquerade y la saga The Witcher.

https://goo.gl/hgeZhT

PLAYSTATION

XBOX

NINTENDO

PC